¿Es negativa la sobre extensión de las referencias norteamericanas?

¿Es negativa la sobre extensión de las referencias norteamericanas?

Alberto Díaz

La semana anterior a la conclusión de abril comienza de forma positiva en algunas bolsas del mundo. Por otra parte, la extensión en algunos índices podría comenzar a relajarse durante los próximos días para volver a acercarse a sus medias diarias y semanales más importantes.

Asia ha concluido el lunes en verde mientras que la sesión europea ha empezado con ganancias a excepción del Dax. Por otra parte, los futuros norteamericanos continúan en rojo tras el comienzo del día.

Lunes alcista en Asia después de las pérdidas pasadas

El S&P/ASX 200, referencia bursátil de Australia, ha sumado un corto 0,03% a su valoración mientras que el Hang Seng de Hong Kong ha avanzado un 0,37%. Por otra parte, los índices de China han liderado el comienzo semanal al revalorizarse un 1,49% el Shanghai y ganar un 2,89% el SZSE Component. Por último, el Nikkei 225 de Japón se ha quedado prácticamente plano al sumar un 0,01%.

El Dax alemán es el que peor lo está pasando en la mañana de lunes, ya que leva un tendencia bajista desde que comenzara el día. Sin embargo, el IBEX 35 español ha ido registrando ganancias durante las horas posteriores a la apertura, igual que el Cac 40 francés y el FTSE 100 londinense. Por último el Euro Stoxx 50 está teniendo un comportamiento más parecido al Dax aunque con pequeños rebotes alcistas.

El futuro del DJIA comenzó la sesión el domingo por la noche a la baja, tendencia que ha continuado durante toda la madrugada. No obstante, ha tenido una pequeña tendencia alcista durante el comienzo del día en Europa, aunque ha vuelto a la senda de las pérdidas.

Los futuros del S&P 500 continúa en rojo a media mañana del lunes tras comenzar la semana a la baja. Por el contrario, mantiene una tendencia alcista con rebotes bajistas, aunque todavía no le ha servido para tornarse al verde en el comienzo semanal.

El contrato futuro del Nasdaq abrió la noche del domingo al lunes a la baja, pero ha tenido una recuperación muy importante durante las horas nocturnas europeas para llegar al verde en los primeros momentos de sol. Sin embargo, la apertura del continente no le ha sentado bien, ya que ha retornado al rojo.

Y ahora, ¿qué podría ocurrir con las referencias en EE. UU.?

El DJIA concluyó la pasada semana ganando un 1,18%, muy cercano a los máximos históricos registrados durante la sesión del viernes. Asimismo, las medias semanales móviles comienzan a distanciarse de la cotización. Concretamente, la valoración actual está un 5,20% por encima de su línea de 10 semanas y un 15% de la media de 40 semanas. Cabe destacar que las extensión actual de la referencia podría acarrear una breve corrección en los niveles para volver a acercarse a sus líneas tendenciales. Sin embargo, es muy difícil predecir con exactitud cuando será, por lo que hay que tener una buena gestión del riesgo.

Mercado financiero Estados Unidos

El S&P 500 cerró el pasado viernes muy cerca de sus máximos históricos al registrar una revalorización por valor de 1,37%. Por otra parte, la valoración del índice se encuentra distanciada en un 5,50% de su línea de 10 semanas y un 15,20% de su media de 40 semanas. La referencia es la más alejada de sus líneas tendenciales tras el rally alcista posterior a la breve corrección sufrida durante el comienzo del año. Sin embargo, el índice podría estar descontando el crecimiento de la economía real tras la reapertura dentro de poco tiempo. No obstante, podría aparecer la venta en el mercado para llevar a la cotización de nuevo a tocar sus medias, lo que sería muy positivo para la renta variable.

El Nasdaq aumentó su valoración durante los días pasados en un 1,09%, acercándose cada vez más a sus anteriores máximos históricos de febrero. La referencia es la más cercana a sus líneas, al estar en un 3,90% por encima de las diez semanas y en un 14,70% de las cuarenta semanas. Asimismo, esta buena noticia podría acarrear ganancias durante los próximos días para el índice y romper nuevos máximos históricos antes de que el mercado vuelve a testear las medias.