Los mercados financieros continúan con la volatilidad, ¿hay que preocuparse?

Los principales índices bursátiles del mundo continúan registrando un tono mixto en la última semana completa de marzo. Sin embargo, hay algunas referencias que están comportándose de forma óptima a pesar de la volatilidad presente. Asimismo, el DJIA y el S&P 500 han cerrado en la parte alta de la semana, demostrando mucha fortaleza en comparación con el Nasdaq.

Las referencias bursátiles de Asia y Pacífico registran importantes ganancias y pérdidas abultadas. Sin embargo, los índices europeos son los que menos fluctuaciones han tenido, al igual que los de Estados Unidos.

Mirar con perspectiva los índices para evitar caer en pánico

El S&P/ASX 200, la referencia australiana, ha avanzado un 1,73%. Asimismo, los índices de China también concluyen la semana en positivo. El Shanghai suma un 0,40% mientras que el SZSE Component ha conseguido subir un 1,20%. Por otra parte, las pérdidas en Asia la lidera el Hang Seng, índice de Hong Kong, tras sufrir una devaluación del -2,26%. Además, la referencia nipona, el Nikkei 225, ha retrocedido un -2,07% a su cotización.

El viejo continente de Europa ha concluido la cuarta semana de marzo de forma más tranquila tras registrar un tono mixto más tranquilo en sus referencias. Por una parte, el Dax alemán ha liderado las pérdidas tras dejarse un -0,88% mientras que el IBEX 35 español ha sumado un 0,06% a su valor. Además, el Euro Stoxx 50 ha liderado las ganancias tras revalorizarse un 0,78%, aunque el Cac 40 francés ha retrocedido un -0,15%. Por último, la principal referencia de Reino Unido, el FTSE 100, ha ganado un 0,48%.

El DJIA ha avanzado un 1,36% tras cerrar el viernes en los 33.072,88 puntos. Asimismo, comenzó el lunes la sesión en la zona de los 32.681,07 puntos. Durante los días ha registrado unos mínimos de 32.071,41 puntos y unos máximos cercanos a los históricos en la zona de 33.098,83 puntos. Cabe destacar que a la referencia no le está afectando en exceso el retroceso que están sufriendo las acciones de algunas compañías, ya que continúa por encima de su media de 10 semanas, cotizando en la parte alta tras los máximos históricos registrados en la semana pasada. Podría mantenerse en estos niveles hasta que volviera a tocar la línea mencionada para volver al alza, ya que es el índice que mejor se está comportando durante las pasadas semanas.

El S&P 500 cerró la semana en los 3.974,54 puntos, consiguiendo una revalorización del 1,57%. Igualmente, abrió el lunes en la zona de 3.971,12 puntos, realizando unos mínimos en los 3.853,50 puntos y unos máximos en los 3.978,19 puntos. El índice bursátil norteamericano ha tocado durante los días pasados la media de las últimas 10 semanas, aunque ha conseguido volver al alza para cerrar muy cerca de los anteriores máximos históricos. La referencia continúa sin sufrir el exceso de venta en algunos valores. Sin embargo, podría tocar nuevos máximos históricos la próxima semana para volver a una consolidación lateral hasta volver a tocar la línea de las últimas diez semanas.

El Nasdaq se devaluó un -0,58% al conseguir terminar el pasado viernes en la zona de 13.138,33 puntos. Sin embargo, el lunes comenzó en los 12.996,03 puntos, mientras que los mínimos registrados estuvieron en los 12.786,81 puntos y los máximos en los 13.455,65 puntos. La referencia continúa luchando por conseguir romper al alza la resistencia de la línea que corresponde a las últimas diez semanas. Por otra parte, la media de las últimas 40 semanas continúa acercándose a los 12.000 puntos, la última zona que rompió al alza en la consolidación del pasado septiembre. Este dato es muy importante, ya que la línea se va acercando poco a poco a los precios actuales.

La lira turca cae mientras los bonos comienzan a relajarse

El lunes saltaba la noticia sobre la destitución del principal mandatario en el banco central turco por su presidente del gobierno, Erdogan. Asimismo, la moneda del país bajaba de forma importante tras hacerse pública la noticia. Por otra parte, Cathie Wood pronosticaba en el fin de semana un precio objetivo para las acciones de $TSLA de 3.000 $ tras pronosticar la posibilidad de crear una flota de taxis autónomos por la invención de la conducción en piloto automático de la firma californiana. Por último, Volkswagen hizo público el objetivo de vender 500.000 vehículos de motor eléctrico por todo el mundo, ofreciéndose a liderar la industria.

Cuarta ola COVID-19

El martes se leía en los principales periódicos económicos las conversaciones para la adquisición de Discord por parte de Microsoft por un valor de 10.000 millones de dólares. Además, se ha dado comienzo a la cuarta ola del COVID-19 en los países europeos, aumentando las restricciones de movilidad. Por último, cabe destacar el incremento en las cotizaciones de las empresas fabricantes de chips debido a la alta demanda y la baja oferta del producto.

El miércoles se pudo ver como los rendimientos en los bonos a largo plazo de Estados Unidos continúan relajándose tras el rally que han sufrido en los últimos meses.

El jueves hicieron público desde China la intención de realizar una compañía pública para aunar todos los servicios de las principales tecnológicas del país, recopilando asi una cantidad importante de datos por las ventas en línea. Además, ocurrió el desastre en el Canal de Suez tras en encallar un portacontenedores de dimensiones importantes en la mitad de la carretera fluvial.

Xiaomi hizo público el pasado viernes la noticia sobre la fabricación de coches eléctricos, haciendo que el precio de la acción subiera durante la sesión bursátil asiática.

Y ahora, ¿qué podemos esperar en la renta variable?

Los mercados europeos y asiáticos cierran la semana en tono mixto, al igual que Estados Unidos. Sin embargo, el cierre del viernes en el país norteamericano dejó ideas de lo que podrían ser los últimos días de marzo y el comienzo de abril. Asimismo, la próxima semana se puede tomar como un punto de inflexión en las cotizaciones de las empresas norteamericanas.

El DJIA podría tener una semana de continuación con una consolidación lateral tras registrar nuevos máximos históricos en el comienzo de semana. Sin embargo, el S&P 500 podría tener algo más de continuación al alza, ya que ha tocado la media de las últimas 10 semanas y podría tener algo más de recorrido. Por último, el Nasdaq continúa intentando superar la resistencia perteneciente a la línea de las últimas 10 semanas. Cabe destacar que lleva ya varios intentos, por lo que el impulso tras superarla podría ser muy importante en su cotización.